​Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Politica de cookies

“Para abordar nuestros procesos de transformación digital necesitamos un gran cambio cultural en las escuelas de negocios, en las universidades y en la empresa”

“Para que la transformación en educación sea una realidad, no sólo son necesarias las innovaciones tecnológicas o los cambios en las metodologías, sino que se hace acuciante la transformación social, una transformación profunda a nivel político y cultural, de la que poco a poco muchos actores empezamos a formar parte”. Lo dice Joost van Nispen, presidente de ICEMD (el Instituto de la Economía Digital de ESIC Business School).

Este instituto ha presentado el estudio "Últimas Tendencias en Formación, Capacitación y Aprendizaje", que describe como “una investigación que demuestra que los métodos de enseñanza rígidos y tradicionales ya no funcionan”.

El estudio destaca varios factores de cambio que ya están marcando la transición hacia un nuevo sistema educativo y de enseñanza:

  • La personalización como vía para captar la curiosidad
  • La consideración del marco contextual actual, “en un mundo global que no entiende de fronteras ni de flujos migratorios”
  • El uso de nuevas metodologías educativas que preparan para los retos del futuro (aprendizaje colaborativo, learning by doing, microlearning, edutainment…)
  • La formación en nuevas habilidades, como la programación, los ámbitos STEAM (siglas en inglés de Ciencia, Tecnología, Ingeniería, Arte y Matemáticas), el design thinking, la responsabilidad social o las llamadas soft skills
  • La incorporación de la innovación tecnológica en las aulas

Educación superior

El estudio profundiza en cómo están afectando estos cambios a la educación superior. Señala que “se aprecia especial interés en las innovaciones tecnológicas y en la mayor personalización de contenidos, así como en la flexibilidad y en el desarrollo de proyectos prácticos reales que preparen para el entorno laboral cambiante”. Entre las principales tendencias destaca el aprendizaje colaborativo o el rediseño de los espacios educativos.

En cuanto al futuro de los MBA, se habla del auge de la educación online y la incorporación de metodologías de aprendizaje que rompen con la educación tradicional.

“Para abordar nuestros procesos de transformación digital necesitamos un gran cambio cultural en las escuelas de negocios, en las universidades y en la empresa” apunta Eduardo Gómez Martín, director de ESIC. “Es prioritario entender de manera profunda a las nuevas generaciones, sus motivaciones cambiantes, su cultura, sus hábitos... Empatizar con el alumnado sea cual sea su etapa evolutiva y académica será fundamental para que los procesos profundos de aprendizaje tengan lugar”, concluye Van Nispen. 

Artículos relacionados

Más en nuestra web