Big Data

Cuando hablamos de Big Data nos estamos refiriendo a conjuntos de datos tan grandes y complejos como para que hagan falta aplicaciones informáticas de procesamiento de datos para tratarlos adecuadamente. Estos programas se especializan en encontrar patrones dentro de los datos. Esta es la solución que presenta el Big Data para entender comportamientos de consumo, patrones de conducta u oportunidades comerciales. 

El Big Data maneja cantidades ingentes de datos, en ocasiones desestructurados, a los que aplica:

- Análisis descriptivo de lo que está sucediendo en un momento dado.
     - Análisis predictivo para evitar tiempos de inactividad no deseados y costosos.
     - Análisis prescriptivo para ayudar a responder preguntas de diversa índole, como pueden ser nuevos modelos de negocio, o formas de maximizar la producción y la eficiencia.
 

El IoT y el Big Data tienen una relación bidireccional. El Iot es productor de tantos datos que necesita del Big Data para gestionarlos.El análisis de los datos generados por miles o millones de sensores permitirán tomar decisiones automáticas (a través de actuadores) o guiadas por las personas (manejando las aplicaciones informáticas desarrolladas a tal efecto) con objeto de controlar, gobernar y optimizar los servicios IoT desplegados.

Y el Big Data ha creado soluciones enfocadas en el IoT como:
     - La capacidad de manejar un volumen masivo de datos generados tanto por dispositivos IoT como por sistemas SCADA (acrónimo de Supervisory Control And Data Acquisition).
     - La capacidad de manejar no solo el volumen sino también la variedad de datos y la mayor velocidad requerida frente a otro tipo de ámbitos como puede ser el publicitario.
     - La capacidad de procesamiento tanto en el entorno Edge como en los propios dispositivos IoT,
     - La capacidad de integrar Inteligencia Artificial y aprendizaje automático a través de APIs.
     - La capacidad de gestionar los dispositivos IoT.