Neurociencia y Realidad Virtual

Realidad Virtual

La realidad virtual es popularmente conocida por sus aplicaciones en el entorno del entretenimiento. La inmersión en nuevos mundos para consumir contenido cultural (como conciertos o contenido exclusivo de películas) pero, sobre todo, para jugar a videojuegos se extiende poco a poco. En estos casos, una de las mayores críticas es la calidad de la imagen y el tiempo de carga: el contenido necesita una capacidad de procesamiento muy grande para estar a la altura de lo esperado. Pero en sus aplicaciones para el entorno de la salud estos hándicaps se reducen. 
 
Hasta ahora, hay distintos proyectos que están desarrollando programas para aplicar esta tecnología en centros de salud y hospitales.
- El Hospital Universitario de La Paz puso en marcha el proyecto VTR con el objetivo de mejorar la atención psicológica tanto de los familiares como de los menores trasplantados durante todo el tratamiento. La iniciativa busca dar respuesta a tres objetivos: prevención, distracción y concienciación. 
- El Hospital de La Princesa de Madrid también ha puesto en marcha un ensayo clínico que aplica la realidad virtual inmersiva en la rehabilitación de pacientes con esclerosis múltiple. Medio centenar de personas usan unas gafas especiales con ejercicios programados para optimizar su tiempo en casa. 
 
Una de las personas que más sabe de esta tecnología en el mundo es nuestro experto Walter Greenleaf, que nos explica las implicaciones de esta tecnología en Neurociencia en este video. 
 
 
La realidad virtual es una herramienta muy poderosa para la investigación y para la intervención. Inicialmente, se pensaba en la realidad virtual como algo exclusivo de los entornos de juego. Pero ahora que se ha pasado al ámbito corporativo, los grandes titanes tecnológicos han invertido miles de millones de dólares en el desarrollo de esta tecnología.