Startups en las que puedes facturar mucho... y no ganar un duro

No te autoengañes: que estés facturando mucho dinero no implica que realmente lo estés ganando